jueves, 29 de noviembre de 2007

Tierra maldita

Hay lugares que, para ciertas personas, es mejor no tener que visitar nunca; porque ya incluso se sabe, de antemano, que nada bueno se va a sacar de allí. Es el caso de un gitano yendo a comisaría, un antisistema a la ducha, un skinhead al museo o el Madrid a Alemania.

22 partidos jugados allí y sólo una victoria, es un dato suficientemente claro para saber que, lo más seguro, es que nos abran el ojete mientras no no dicen palabras de amor al oído. Porque cada vez que el Madrid va Alemania, le toca comer almohada. Ya se vio el año pasado en la eliminatoria contra el Bayern München, en que su peor versión en muchos años nos destrozó cuando el Madrid estaba comenzando a remontar el vuelo.

Allí hemos perdido contra toda clase de equipos, en su mayoría contra el Bayern, nuestra bestia negra particular, el yang de nuestro ying, el lado oscuro de la fuerza... Pero también ante equipos no tan tradicionalmente fuertes, como era el Dortmund, el Bayer Leverkusen, el B. Monchesglasbach, etc... Cualquiera de ellos nos ha ganado con su estilo: a la alemana. Salen y te arrollan, te pasan por encima, literalmente, sin que sepas realmente qué has hecho mal para ir perdiendo. Eso fue lo que pasó también ayer.

La derrota 3-2 contra el Werder fue fruto más de la Historia que del juego del equipo. Exigirle a este equipo que superase el peso de los errores de la Historia de otros R. Madrid anteriores, que eran mejores y que tampoco ganaban allí, me parece exigirle subir una cuesta muy alta.




Se perdió porque la defensa estuvo desastrosa y el ataque muy discreto. Si no es por Casillas, nos meten 7. Aunque el fútbol es caprichoso y Van the Man tuvo a puerta vacía el 2-1 y falló lo que en él no es normal. A continuación vino una nueva oleada germana para colocar el 3-1 que ya fue definitivo. Ruud sí acertó en la jugada del 3-2, pero era tarde.

Destaco sólo un par de cosas a nivel individual: Robinho por lo bueno y Marcelo por lo malo. Robinho logró el 1-1 en una buena jugada que culminó con un tiro perfecto. Su rendimiento me está haciendo plantearme mi opinión sobre él, que era mala, muy mala. Yo estaré encantado de rectificar y dedicarle un post como ídolo de masas si mantiene el nivel toda la temporada.
Por otro lado, bueno, por el mismo: la izquierda, está Marcelo. Que, si bien es rapidito y voluntarioso, está demasiado verde para jugar en el Madrid y más en Alemania, y más de titutlar, y más en Champion's... pero es lo que hay. Sabíamos hace tiempo que el chaval era así,
pero no se le cedió el año pasado, no se le ha cedido este año, ni hay mucho más en la plantilla. Heinze me gusta más como central y Torres no me gusta ni en la derecha ni en la izquierda... ¿Sería muy difícil colocar al lateral brasileño en Diciembre para traernos un recambio de garantías? Dudo que lo sea, pero aún así, ya verás como Calderón no trae a nadie para tapar un hueco tan grande en la defensa madridista.

Lo único bueno de ayer fue que seguimos líderes y que, ganando el último día a la Lazio en casa, seremos primeros de grupo de cara al sorteo de octavos. Lo malo es que si perdemos, igual ni nos clasificamos y ni vamos a la UEFA. Si pasa eso, es pa'matarlos!!!!!

2 comentarios:

Angrysimio dijo...

Pues a los americanos les fue muy bien en la wwII... ozú!!!!

Simio Pensante dijo...

Ya, pero es que esos son de otra raza...

En algunas cosas hemos de aprender de ellos o de los híbridos germano-americanos nacidos de las "relaciones" producidas tras la entrada de las tropas aliadas en Berlín... eso sí que fue una "fiesta"