viernes, 28 de noviembre de 2008

Apadrina un becario, como Clinton




A veces me imagino un mundo como el del Club de la Lucha pero con becarios, en el que la Revolución empezase con todos esos jóvenes engañados que no cobran por su trabajo o que cobran la mitad que sus compañeros por hacer el doble de trabajo y mejor hecho... pero luego me despierto y me doy cuenta de que esas revoluciones no se van a gestar de cañitas en La Latina o yendo al Kinépolis, que es dónde acaban todos estos... si se fuesen más de botellón es posible que con la ayuda del Dios Baco (el del Vino, aclaro) podrían dar rienda suelta a sus frustraciones acabando con la tiranía de los explotadores en medio de una orgía etílica de carácter destructivo!!! Pero no, va a ser que no, que ni revolución ni ostias.

Pero al menos, hay iniciativas graciosas, aunque sean oficialistas.

Una de ellas es esta campaña de "Apadrina un becario", promovida por CCOO y con ayuda del Ministerio de Igualdad (sí, amigos, existe).



Es como una especie de campaña en pos de los derechos laborales de los becarios. ¿No te suena raro? Eso de "derechos" y "laborales" en la misma frase. Es como eso "amor conyugal", "lucha de clases", "estado del bienestar" u otra serie de expresiones de otro tiempo...

Antaño, cuando uno era un aprendiz, todo era más claro. Acumulabas puntos de experiencia y subías de nivel. Ahora, todo se complica con extraños vericuetos legales y artimañas de los empresarios para "reducir costes laborales".

Siempre he dicho que la mejor definición de becario es la que puede hacer un empresario: "Es aquél joven universitario que curra pa'mí pero le paga su padre". Su padre se lo puede permitir por ser un afortunado poseedor de eso que se viene a conocer como "Contrato laboral indefinido"(tengo un amigo que dice que una vez vio uno, cuando estaba de Becario en un Departamento de Recursos Humanos, se lo pidieron cuando iban a despedir a su titular).

En esta web hay más cosas sobre la campaña, como folletos explicativos y cosas varias. También molan los comentarios. Podemos destacar este, no por sorpresivo sino por ser un buen ejemplo de la situación de cualquier Departamento hoy día:


Más les valdría dejar de hacer campañitas y mierdas de estas y dedicarse a que funcionase la Inspección de Trabajo. Menos concienciación y más vigilancia, que si dejamos que el mercado se "autorregule" ya sabemos el resultado. No es descartable que con tanto despido motivado sólo por la Crisis, se empiecen a contratar becarios con más de 30 años de experiencia por 600 €/mes (comida no incluida). Si no, al tiempo.

Si no quieres un becario sin estudios acabados, también puedes meterte en esta web (Soy Becaria, en paro) y apadrinar un licenciado (recomiendo Licenciada, dan menos guerra y más juego, ya que muchas tragan... y otras escupen, va en gustos, KU KU KU ).

También hay más alternativas a la hora de apadrinar, pues puedes:

- Apadrinar un Friki



- Apadrinar UNA friki



- Apadrinar un Playmobil:



- Apadrinar un Hippie:



O incluso, algo que está muy de moda, apadrinar una Inmobiliaria:



Si es que vivimos en un mundo con tantas opciones....

De vuelta




Tras una laaarga ausencia de la Isla, por motivos variados que conviene no aclarar, vuelven a parecer unas palabrejas sueltas por estos sitios del ciberespacio.

No sé si serán muchas o tan frecuentes las apariciones del Simio Pensante, pero bueno, aprovechad las que os molen y pasad del resto, as usual.

Y sin más, os dejo con unos minutos musicales de mi viaje por Hollywood persiguiendo mi gran sueño: salir en una peli con la gran Sasha Grey. Ya veremos si paso los castings de acción, pero al menos, pasé las audiciones del desnudo:



Sasha, lávate bien que allá voy!!!!